martes, 27 de abril de 2010

Roquetas de Mar.-Almeria

Me dan una pagina en blanco,para escribir sobre mi querida Almeria,que ya visitè en 1975,y recuerdo que me deprimiò un poco,pero me parece que ya entonces supe ver su enorme potencial,como regiòn,rica en infraestructuras huertanas,a si como en turismo,y ya en aquella visita fugaz,recorrì,casi toda Almeria,sobre todo los pueblos del interior,pero como quiera que lo que mas me impresionò fue Almeria capital,que dicho sea de paso,a la siguiente vez que la visite,apenas la reconocia,he de rendirle un homenaje y que mejor homenaje que aprovechar esta oportunidad que se me brinda por Almeria Turistica,para escribir sobre un lugar,en el que nace el Sol.
Y en este sentido empiezo por el ultimo lugar que visite en Almeria,ROQUETAS DE MAR,que ya en epoca romana la denominaron Turaniana y estaba asentada entre la actual Roquetas y Aguadulce,pero debido a unas inundaciones,debieron de sacar Roquetas al emplazamiento donde se encuentra en la actualidad.
Posteriormente durante la epoca Nazarì,fue fortificada,dando lugar a construciones como La Torre del Esparto,La Torre de Cerrillos o el Castillo de Roquetas(llamado en la actualidad castillo de Santa Ana)
Pero veamos un poco la historia de Roquetas de Mar...
Roquetas de Mar es un municipio español de la provincia de Almería y la comunidad autónoma de Andalucía, capital del partido judicial homónimo, situado en la comarca del Poniente Almeriense y a 19 kilómetros de la capital de provincia, Almería. En el año 2012, contaba con 90 358 habitantes y era el segundo municipio de la provincia por detrás de la capital, el 14º de Andalucía y el 71º de España en cuanto a población. Ostenta el título de «Villa».

Historia



Lugares Históricos.

El Castillo de Santa Ana o de Las Roquetas se ha convertido, desde que fuera inaugurado en mayo de 2003, en un gran centro de atención en el municipio de Roquetas de Mar. Se trata de una fortificación del siglo XVII, que durante años sirvió de refugio a los escasos habitantes con que contaba el municipio en aquella época y que residían en su mayoría en la zona del Puerto.

Un incidente destruyó la mayor parte del edificio, dejando tan sólo una de las torres que se han conservado e integrado en el proyecto de recuperación de esta instalación histórica. La construcción del nuevo edificio se ha llevado a cabo a través de varios proyectos de Escuelas Taller, en los que se han formado un buen número de jóvenes roqueteros en diferentes profesiones.

Una vez concluido, el castillo cuenta con numerosas salas de exposición en las que se suelen mostrar pinturas, fotografías y demás posibilidades, además de haberse celebrado en su interior conferencias y charlas. También hay que destacar el patio interior, de gran belleza, en el que suelen mostrarse esculturas principalmente y en el que también se suelen celebrar conciertos y representaciones, especialmente en los meses de verano.

Las vistas que ofrecen las torres del mismo, son otro de los atractivos de este edificio histórico que forma parte de un triángulo cultural que el Ayuntamiento ha querido habilitar en esta zona del municipio y en el que también están presentes un auditorio al aire libre y el Faro. 



El Faro de Roquetas
Es otra de las edificaciones históricas que se conservan de Roquetas de Mar. En este caso, estuvo prestando servicio durante un largo periodo de tiempo, pero en los últimos años servía de vivienda al responsable del recinto portuario de la localidad, hasta que se construyeron las nuevas instalaciones. Entonces, esta edificación, propiedad de la Empresa Pública de Puertos de Andalucía, fue objeto de un proyecto de restauración que contó con la subvención de la Unión Europea y que permitió recuperar este hermoso edificio con el esplendor de sus inicios.

Una vez finalizadas las obras, la Empresa Pública de Puertos de Andalucía firmó un convenio de cesión del edificio con el Ayuntamiento de Roquetas de Mar, con el fin de que fuera utilizado para fines culturales. Desde entonces, el Faro se ha convertido en una auténtica sala de exposiciones que alberga durante todo el año, normalmente en periodos de 15 días, todo tipo de exposiciones y muestras. Para ello cuenta con dos salas diferentes, en las que se suelen mostrar pinturas, esculturas, fotografías y cualquier tipo de iniciativa cultural que se quiera destacar.

El Faro se encuentra ubicado en un triángulo cultural del que también forman parte el auditorio al aire libre ubicado en las inmediaciones y el Castillo de Santa Ana. Todo ello, hace de este entorno, un lugar muy recomendable si se quiere conocer una zona de gran valor histórico para el municipio.

Gastronomía